.Málaga barcos entrevistas espacios España Astilleros Nereo. Un sueño que navega en agua de levante

Astilleros Nereo. Un sueño que navega en agua de levante

Nereo

EL ASTILLERO

Entro en el astillero en busca de mi capitán. Camino entre madera que aspira a convertirse en barco. Alfonso trabaja cortando una pieza mientras nosotros nos movemos por al astillero como si estuviéramos en casa. Madera en bruto, en listones, en estructuras, en barcos. Piezas que evolucionan y crecen, que toman forma, que encajan, sólidas, estables, fuertes e impermeables.

EL BERGANTÍN GALVEZTOWN

Entre todas, destaca una gran estructura, la del Bergantín Galveztown, que cobra forma poco a poco, creciendo despacio con la colaboración de personas que viajan desde las Américas para conocer un poco de su historia que también es la nuestra. Y es que en este episodio de la guerra de la independencia de Estados Unidos jugó un papel fundamental un malagueño de Macharaviaya, Bernardo de Gálvez, que jugó un papel importante favoreciendo a los estadounidenses, especialmente en la batalla de Pensacola. Este es un proyecto de cooperación ciudadana a una y otra orilla del océano que ha traído a numerosos americanos a Málaga para trabajar en él. Mientras observo la estructura de madera me convenzo del desconocimiento que tenemos de nuestra propia historia.

Sigo jugando a imaginar que la estructura se cierra, que el bergantín se termina, que las puertas del astillero (que en mi imaginación han recuperado su salida al mar) se abren para que pueda hacer el trayecto que una vez realizara Bernardo de Gálvez.

Alfonso lo confiesa, lo más importante no es construir el barco, si no el proyecto cultural e histórico que se genera alrededor de él.

 Astilleros
Astilleros

LA RÉPLICA FENICIA

En los talleres del astillero encuentro una jábega, ese barco que es enseña de Málaga y que supone nuestra conexión con nuestros fundadores, los fenicios. Siempre ha sido algo asumido, los ojos que se pintaban en la proa de las jábegas eran un indicativo de esa herencia.

Pero esa conexión ha alcanzado su máxima expresión en la construcción que hacen en el astillero de una réplica de un barco fenicio en base a los restos arqueológicos de un pecio fenicio encontrado en Mazarrón.

Yo, amante de la historia y de mi ciudad no puedo evitar quedar maravillado ante esta conclusión y conexión histórica demostrada. Más aún, cuando Alfonso nos explica que este proyecto se amplía con la intención de construir una réplica de cada uno de los barcos correspondientes a las civilizaciones que han pasado por Málaga; fenicios, romanos… ampliando ese proyecto cultural en torno al astillero.

LA VELA LATINA

Hablando de barcos, le toca el turno a los sardinales, esos que, propulsados gracias a la vela latina, pescaban las sardinas que disfrutamos en espeto. A las puertas del astillero, tienen un sardinal histórico reparado y dispuesto a ser botado.

La vela latina es el tipo de vela que utilizaban los pueblos mediterráneos para navegar. Escucho a Alfonso hablar de ello, que la vela latina une a los pueblos del mediterráneo más allá de las naciones. Nos cuenta las costumbres de los pescadores catalanes que cantaban las mismas canciones durante la faena que los pescadores malagueños. En su opinión, esta conexión entre los pueblos del mediterráneo, entre Cataluña y Málaga, vertebran España. A mi manera de ver, este tipo de conexiones dejan sin argumentos a los nacionalismos.

VISITAS AL ASTILLERO

El proyecto de los Astilleros Nereo va más allá de construir barcos, es un recorrido a través de la historia de nuestra cultura. En su página web nos dicen que se pueden hacer visitas guiadas en grupos con actividades organizadas según las características de edad, interés, y también a nivel individual. Pensadas para ser ofrecidas de manera personalizada, con una finalidad didáctica, con posibilidad de ser dinamizada mediante la participación en las distintas actividades ofrecidas por los programas de voluntariado cultural de las asociaciones relacionadas con el ecomuseo. Se organizan también jornadas de navegación tradicional, en la que te enseñan a orientarte por las estrellas.

  Web de los astilleros Nereo

Astilleros

Me imagino navegando por la bahía de Málaga en jábega, tal vez de noche, estableciendo ese diálogo con los astilleros, aprendiendo un poco de dónde vengo, quién soy. Pienso que es un buen modo de conocer Málaga, tanto para el malagueño como para los que vengan de fuera. Un recorrido a través de la historia, de la cultura del mar, de la navegación.

Me convenzo de que este proyecto debe seguir creciendo, que merece los apoyos que le faltan. Parece mentira que sea así. Porque apoyar este proyecto supone alimentar una idea, esa que muestra una Málaga auténtica, potenciando esos elementos diferenciadores de esta tierra, un poco de magia, de autenticidad entre tanta globalización. Un proyecto para ese turista que nos visita en busca de algo distinto, que quiere aprender cosas nuevas de otros pueblos. Ese es el proyecto de Alfonso, de su familia, de los astilleros, del pueblo de Málaga. Un reducto de autenticidad malagueña para el mundo.

No hay mucho más que añadir ¡¡Súbete al barco!! Navega en busca de tu espacio, de tu instante, de un sueño que viaja por un mar con agua de levante.

Espacio Más Instante

Instagram